viernes, 11 de diciembre de 2009

Agatha Christie en Canarias

Gran Hotel Taoro, residencia de la escritora durante su estancia en las Islas Canarias
 
Corría el año 1927 y la escritora Agatha Christie de treinta y siete años se encontraba en uno de sus peores momentos, su madre acababa de morir, y se acababa de separar de su primer marido, Archibald Christie, todo lo cual era bastante complicado de superar, más aun cuando se es una figura pública, y se sufre el acoso de la prensa.

Ante esta situación, Agatha decidió que necesitaba unas vacaciones, un alto en el camino que le permitiera recuperarse, así que junto a su hija Rosalynd de doce años y su inseparable secretaria Charlotte Fisher se embarcó hacia las Islas Canarias, llegando al Puerto de la Cruz. Este pueblo era entonces, como todas las Canarias, bastante conocido para los ingleses que dejaron allí su impronta en forma de edificios típicos o preciosos jardines, muchos de los cuales aun perduran y forman parte de la imagen de la isla.

Durante su estancia en la isla se alojó en el Gran Hotel Taoro, situado en el Monte Taoro, al Sur del casco antiguo, el hotel se había convertido en un centro cultural merced a los ilustres visitantes que recibía, y éste fue el lugar donde la escritora terminó dos de sus obras El misterio del tren azul y El enigmático Mr. Quin, en éste ultimo libro, una de las historias, "El hombre del mar", transcurre en la isla, y en el que la escritora describe, con gran nitidez, algunos lugares del Puerto de la Cruz, pero sin referirse explícitamente a la isla, como el Acantilado de Martianez, la Casa Cologan y los Jardines de la Paz.

La escritora ya cuenta en la ciudad con un busto y con una calle dedicada, la primera que se le dedicó en el mundo.
Mathew Prichard, nieto de la escritora,
inaugura el busto dedicado a su abuela

2 comentarios:

Osvaldo dijo...

Soy de buscar en internet informacion acerca de cuestiones literarias y por eso trato de conocer la obra de diversos escritores. Cada vez que tengo la oportunidad me gusta aprender sobre distintos autores y de esta manera soy de leer cosas nuevas cuando tengo la oportunidad. Con Outlet LAN trato de llegar a nuevos sitios y allí conocer cosas de la literatura vinculadas con dicho lugar.

Abimelec Velasquez dijo...

Que genial que Agatha estuviese en Canarias.